Nadar, practicar windsurf, descansar, comer en un chiringuito, jugar con las palas, construir castillos de arena… Si os gusta la playa, esta ruta en coche por el litoral del sur de Cataluña os va a encantar.

Os aguardan decenas de fabulosas playas de arena fina de color dorado y una pendiente suave de entrada en el mar que las hace idóneas para el turismo familiar. Y eso sin mencionar que las playas urbanas están dotadas de todo tipo de comodidades y servicios, desde clubes infantiles hasta centros de actividades náuticas, como es el caso de Castelldefels, Vilanova i la Geltrú, Calafell, El Vendrell, Vila-seca-La Pineda Platja, Salou o Cambrils, todos ellos certificados como Destinos de Turismo Familiar.

 



Pero no se vayan todavía, que aún hay más. Mucho más. La ruta que os proponemos ofrece, además, un patrimonio histórico y cultural impresionante, pues no en vano aquí se encontraba Tarraco, la actual Tarragona y capital de la Hispania Citerior durante el imperio romano. También podremos contemplar los monasterios cistercienses construidos durante la Edad Media, como el fascinante Real Monasterio de Santa Maria de Poblet, declarado Patrimonio de la Humanidad por la Unesco. Además, las carreteras que recorreremos nos sorprenderán por su riqueza paisajística, como la que encontramos en el espacio natural del delta del Llobregat, en el Parque Natural del Garraf, en la sierra del Montsant o en las montañas de Prades (también certificado como Destino de Turismo Familiar), todos ellos lugares idóneos para agradables excursiones y divertidas actividades en familia.

 



Si a todo esto le añadimos una sabrosa gastronomía, con ingredientes típicos de la dieta mediterránea, tenemos un destino vacacional de primer orden.

 




Pero hemos dejado para el final algo que los niños apreciarán especialmente: los numerosos parques acuáticos y temáticos, como Calafell Slide, Aqualeon, Ecoparque, Aquopolis Costa Daurada o, por supuesto, PortAventura World y el recién inaugurado Ferrari Land.

 



En la ruta os esperan otras muchas sorpresas para toda la familia, como divertidos trenecitos turísticos, museos idóneos para ir con niños, caminos de ronda, excursiones en barca, recorridos espeleológicos, pinturas rupestres… pero tampoco las vamos a desvelar todas aquí, ¿no?
Una ruta idónea para viajar en familia. ¡ No te la pierdas ¡ Ver la ruta